Saltar al contenido

¡Ayuda! Mi perro no me escucha

Cuando los perros no escuchan nuestras órdenes, pueden ponerlos en riesgo. Aquí hay algunos consejos para ayudar a Fido a rastrear sus señales.

Ordenes a tu perro

No solo es molesto cuando tu perro no te está escuchando, también puede ser peligroso en algunos casos, como correr por una calle muy transitada. Para ayudar a mantener a su compañero fuera de peligro, es importante entrenarlo para que escuche sus órdenes. A continuación, se incluyen algunos consejos que pueden ayudarlo:

  1. Habla su idioma. Los perros son grandes comunicadores, pero nuestros amigos de cuatro patas dependen en gran medida del lenguaje corporal. Haz lo mismo y usa comandos visuales para ayudar a tu compañero canino a descubrir lo que le estás pidiendo que haga. Puede hacer esto usando un movimiento de la mano o un gesto corporal que acompañe a una orden verbal durante el entrenamiento. Si tu perro ya ha dominado una orden como sentarse o sostener un objeto y no te está escuchando, revisa tu propio lenguaje corporal para asegurarte de que no estás haciendo algo diferente,, que pueda distorsionar la orden.
  2. Ser coherente. Si está tratando de entrenar a su perro para que espere en una puerta y entre detrás de usted, es importante que todos los miembros de su familia sigan esta política. Sin coherencia, su mascota estará confundida acerca de lo que le está pidiendo que haga. Asimismo, asegúrese de que todos los miembros de la familia utilicen las mismas señales verbales y visuales para señalar los mismos comandos.
  3. Expulsa el exceso de energía. Entrenar a un perro para que siga nuevas órdenes es un desafío bajo cualquier circunstancia, pero puede ser especialmente frustrante cuando tu mascota tiene mucha energía reprimida. Llévelo a caminar o juegue un juego antes de practicar un nuevo comando. Los animales con exceso de energía también se distraen más fácilmente de la ejecución de comandos que ya conocen, así que asegúrese de dedicar tiempo a hacer ejercicio usted y su perro todos los días.
  4. Entorno adecuado. El exceso de energía no es el único problema que puede impedir que su mascota aprenda y siga órdenes. Las mascotas a menudo ignorarán nuestras señales si están asustadas, ansiosas o molestas. Asegúrese de practicar nuevos trucos en un ambiente tranquilo para reducir la frustración y permitir que su perro se concentre en la tarea que tiene entre manos. Una vez que ha dominado un truco en un entorno controlado, es más probable que siga tus órdenes incluso en una escena desordenada, ayudándolo a evitar peleas con otro perro, chocar con el tráfico en curso, retroceder o actuar de una manera que lo ponga a él o otros en riesgo.

En esta web  utilizamos Cookies para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de dicha tecnología y procesamiento de tus datos.    Configurar y más información
Privacidad