Saltar al contenido

Seis señales sutiles de que tu gato te ama

Los gatos son famosos por su comportamiento de frío y calor, lo que dificulta la lectura del afecto felino. Si se pregunta si su compañero realmente se preocupa por usted, aquí hay algunos signos sutiles de afecto que quizás no note:

  1. Ir al estómago: El estómago de tu gato es uno de sus puntos más vulnerables y al acostarse relajado sobre su espalda baja la guardia. Esto muestra un alto nivel de comodidad y confianza. Esto es el doble del tiempo que su mascota le permite frotar su barriga, aunque la mayoría de los dueños de gatos desaconsejan esto, ya que un masaje en el vientre puede ir hacia el sur en cualquier momento.
  1. Dar un « parpadeo lento »: En el mundo felino, cerrar los ojos en presencia de otro animal es la máxima señal de confianza. Si su gato le hace un guiño silencioso, le está demostrando que se siente seguro a su alrededor. Puedes darle la vuelta a este gesto para fortalecer tu vínculo con tu gato o usarlo para demostrar que no eres una amenaza cuando conozcas a un nuevo felino.
  1. Golpe de cabeza: Los gatos tienen glándulas olfativas en las mejillas que utilizan para marcar nuestras piernas, manos, caras y otros objetos familiares. Técnicamente conocido como «bunting», el cabezazo libera feromonas de estas glándulas que los gatos asocian con la comodidad y la vinculación social. Colocar su rostro tan cerca del tuyo también es un signo de confianza por parte de tu mascota, lo que hace que el cabezazo sea un verdadero signo de afecto.
  1. Dar como regalo: No puedes apreciar la vejiga del ratón que queda fuera de la puerta de tu habitación, pero dar un regalo es una señal de adoración por parte de tu gato. Dejar presas o juguetes para ti significa que tu gato te ve como una familia y quiere mantenerte.
  1. Abrazos de medianocheNo a todos los gatos les gusta mostrar afecto abiertamente, y algunos felinos tortuosos participarán en abrazos nocturnos mientras su dueño duerme profundamente. Si se despierta con su mascota sobre su pecho, cara o costado, es una señal segura de que se siente cómoda a su alrededor.
  1. Compartiendo espacio: Los gatos no siempre son demasiado cálidos, por lo que incluso elegir compartir el mismo espacio que tú puede ser una señal de afecto. Cada gato es diferente y algunos demostrarán que se preocupan por sus humanos sentándose fuera de su alcance, al pie de la cama o incluso en la misma habitación. Ya sea que Kitty elija pasar tiempo en su regazo o en una silla adyacente, puede estar seguro de que descansar cerca es una señal de que le importa.

En esta web  utilizamos Cookies para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de dicha tecnología y procesamiento de tus datos.    Configurar y más información
Privacidad