Saltar al contenido

¿Pueden los perros comer pistachos? Descubriendo los hechos sobre la alimentación segura

Los perros no deben comer pistachos. Aunque los pistachos no contienen toxinas dañinas, el alto contenido de grasa de los pistachos puede causar muchos problemas de salud en los perros, como pancreatitis y presión arterial alta.

Siga leyendo para conocer más razones por las que los pistachos no son la mejor opción para su perro como golosina.

¿Los pistachos son seguros para los perros?

¿Los pistachos son buenos para los perros? La respuesta es no. Los pistachos son ricos en calcio, ácido fólico, hierro, selenio, vitamina E y zinc. Sin embargo, alimentar a tu perro con pistachos es una mala idea. Estos no son los refrigerios más seguros para tu amigo peludo.

1. Peligro de asfixia

La superficie dura de los pistachos sin cáscara dificulta que los perros los mastiquen. Si los perros comen pistachos sin cáscara, pueden atascarse fácilmente en la garganta y provocar asfixia. La obstrucción intestinal también puede ocurrir si logran tragar pistachos sin cáscara.

2. Aceite de urushiol

Otra razón para evitar alimentar a tu perro con pistachos es que estos frutos secos contienen una sustancia química natural llamada aceite de urushiol. Actúa rápidamente y es rápidamente absorbido por la piel.

Si su amigo peludo entra en contacto con el aceite de urushiol que se encuentra en los pistachos, puede desarrollar una erupción cutánea dolorosa que a menudo aparece alrededor de la cara y la boca. La condición puede empeorar si se rasca estas erupciones con frecuencia.

3. Aflatoxina

La aflatoxina es un subproducto del llamado moho Aspergillus flavus y Aspergillus parasiticus. Estos mohos Aspergillus crecen en cultivos como el maíz, la semilla de algodón y los pistachos.

La aflatoxina que se encuentra en los pistachos es un carcinógeno venenoso tanto para perros como para humanos. Tenga en cuenta que los perros son más sensibles a esta toxina que los humanos.

Síntomas de aflatoxina

Si los perros comen pistachos contaminados con moho Aspergillus en grandes cantidades, corren el riesgo de sufrir efectos secundarios peligrosos. Estos incluyen problemas digestivos, retraso en el crecimiento y daño hepático agudo.

Si su amigo peludo ingiere accidentalmente pistachos mohosos, tenga cuidado con los siguientes síntomas de intoxicación por aflatoxinas:

Diagnóstico de aflatoxinas

Lleva a tu perro al veterinario inmediatamente si presenta estos síntomas. Su perro se someterá a varias pruebas para determinar la causa de estos síntomas.

Por lo general, realizarán un examen físico y un perfil químico. Aquí hay algunas otras pruebas que su veterinario puede solicitarle a su amigo peludo:

  • hemograma completo (CBC)
  • Pruebas de orina, heces y vómitos

tratamiento con aflatoxinas

Si su perro ha comido pistachos y comenzó a deshidratarse debido a la toxicidad de las aflatoxinas, su veterinario le administrará líquidos por vía intravenosa. Luego se le recetarán medicamentos en función de los síntomas que tenga.

Estos pueden incluir antibióticos, analgésicos o medicamentos contra las náuseas. Además, si tiene daño hepático, se recomendarán hepatoprotectores y tratamiento con vitamina K.

La pancreatitis también puede ocurrir con el envenenamiento por aflatoxinas. Si tu perro sufre de esta condición, tu veterinario te recomendará que hagas algunos cambios en su dieta.

La comida de su perro debe ser baja en grasas y proteínas, pero alta en fibra para ayudar a aliviar la inflamación del páncreas. También se pueden prescribir suplementos para aliviar el dolor de estómago.

Una vez que su perro se haya recuperado de la toxicidad de las aflatoxinas, es posible que necesite un control para ver si su hígado funciona correctamente.

¿Pueden los perros comer pistachos como premio?

No, no es recomendable. Los pistachos son muy ricos en grasas y calorías. Por ejemplo, 1 taza de pistachos contiene alrededor de 56 gramos de grasa, cuatro veces la cantidad que necesita un perro de 15 libras. Mientras tanto, una onza de pistachos tiene 150 calorías.

Alimentar a tu perro con pistachos en grandes cantidades puede causarle problemas digestivos como diarrea y malestar estomacal. Debido a su alto contenido en grasas, comer pistachos puede provocar problemas de salud como obesidad, diabetes, presión arterial alta y pancreatitis.

¿Pueden los perros comer cáscaras de pistacho?

Las cáscaras de pistacho son peligrosas para los perros porque pueden atragantarse con ellas. Las razas de perros pequeños, los cachorros y los perros mayores son más propensos a atragantarse.

Además, la cáscara dura del pistacho sin cáscara dificulta que los perros lo mastiquen. Los pistachos se descomponen en pequeños pedazos cuando se mastican, lo que puede atascarse en las encías, el esófago y los intestinos de tu amigo peludo.

La cáscara dura del pistacho también dificulta su paso por el tracto digestivo. Esto pone a tu amigo peludo en riesgo de tener problemas digestivos. Si se ingieren en grandes cantidades, pueden incluso causar una obstrucción intestinal potencialmente mortal.

¿Cuántos pistachos puede comer un perro?

Si su perro traga accidentalmente 1-2 pistachos, no merece atención inmediata. Pero asegúrese de vigilarlo de cerca en caso de que muestre cambios físicos y de salud repentinos.

Sin embargo, comer incluso pequeñas cantidades de pistachos puede desencadenar reacciones alérgicas en algunos perros, pero esto es poco frecuente.

Los vómitos, la hinchazón, la picazón, la diarrea y la inflamación de la piel son los síntomas más comunes de las alergias. Lleva a tu perro al veterinario inmediatamente si presenta estos síntomas.

Si su perro ha comido grandes cantidades de pistachos, debe ser examinado por un veterinario inmediatamente para detectar una posible intoxicación u obstrucción intestinal.

¿Pueden los perros comer helado de pistacho?

los perros pueden comer pistacho 1

El helado de pistacho no se recomienda para perros. La mayoría de los perros son intolerantes a la lactosa. Permitirles consumir productos lácteos, incluido el helado, puede provocar hinchazón, vómitos, estreñimiento y diarrea.

Además del alto contenido de azúcar, el helado de pistacho contiene conservantes y aditivos artificiales nocivos.

Algunos incluso pueden usar un sustituto del azúcar llamado xilitol, que es extremadamente tóxico para los perros. El xilitol se usa en productos como la mantequilla de maní y los alimentos humanos procesados.

Leer: 6 recetas de helados para perros para compartir con tu perro

¿Qué otros frutos secos pueden dañar a los perros?

Los pistachos no son los únicos frutos secos que debes mantener alejados de tu perro. Aquí hay otros tipos de nueces para evitar en la dieta de su perro:

los perros pueden comer pistachos 2

nueces de brasil

Las nueces de Brasil tienen un contenido de grasa extremadamente alto que puede causar problemas digestivos en los perros. Con el consumo regular en grandes cantidades, se puede desarrollar obesidad.

Nueces de macadamia

Las nueces de macadamia son uno de los frutos secos más peligrosos para los perros. La ingestión puede conducir a una intoxicación grave. Desafortunadamente, los expertos aún no conocen el compuesto que causa toxicidad en los perros.

nueces pecanas

Las nueces pecanas pueden albergar aflatoxinas mortales como los pistachos y causar daño hepático grave cuando se ingieren en grandes cantidades.

piñones

Los piñones contienen mucha grasa y son ricos en fósforo. Por lo tanto, comer estos frutos secos en grandes cantidades o con frecuencia conduce a problemas estomacales graves y problemas del sistema urinario.

nueces italianas

Las nueces son portadoras potenciales de hongos peligrosos llamados micotoxinas tremorogénicas que pueden causar problemas neurológicos graves.

resumen

Los pistachos presentan muchos riesgos para la salud de los perros y deben evitarse. Estos frutos secos pueden causar asfixia, obstrucción intestinal, problemas en la piel y toxicidad.

Cuida el bienestar de tu mascota conociendo los beneficios de otros frutos secos para perros. Visite nuestra sección de frutos secos y semillas para obtener una guía completa sobre frutos secos seguros e inseguros.